viernes, 8 de abril de 2011

Unas pequeñas reflexiones: Daredevil y Batman tras la huella de un autor.

Batman y Daredevil, Daredevil y Batman, dos personajes muy distintos pero aún así muy parecidos, dos personajes marcados por un autor: Frank Miller.

Las diferencias entre ambos personajes son claras, mientras que Batman es un multimillonario superdotado, con multitud de artilugios a su disposición, Daredevil es un abogado de prestigio que aunque económicamente (por norma general) tiene una situación desahogada no roza siquiera los limites de Wayne, y como único “cachivache” cuenta con un bastón multiusos, Batman pese a su fama de solitario y arisco tiene una gran “familia” que le arropa y no le deja nunca solo (Robin, Nitghwing, Batgirl, el comisario Gordon etc) además de ser parte fundamental del Universo DC y figura clave en la JLA; Daredevil si que es un solitario de veras, nunca ha estado en un grupo como tal (salvo escarceos en los Defensores, el no-grupo por excelencia de Marvel y Marvel Knights poco más que un experimento que apenas supero el año de vida), su elenco de secundarios en mucho menor y siempre ha estado alejado del foco central del Universo Marvel, viviendo en su pequeño rincón, sin molestar ni ser molestado; la galería de villanos de Batman es una de las mejores del mundo del comic, llena de amenazas de primer nivel, marcados por un profundo desequilibrio mental, la de Daredevil, más reducida y menos vistosa, se salva en comparación solo por la presencia de Kingpin, Bullseye, María Tifoidea y si acaso Elektra, a veces enemiga, a veces aliada, aunque es cierto que alguno de los relativamente recientes esfuerzos por revitalizar villanos clásicos como el Hombre Púrpura o Mr. Miedo han traído resultados interesantes, (mucho más en el caso del primero que del segundo, pese a que, curiosamente no se ha vuelto a enfrentar con DD).

Sin embargo no son menos las similitudes; ambos son personajes urbanos, en general más apegados al “mundo real”, ambos son héroes oscuros, que prefieren el cobijo de la noche antes que la luz, ambos han tenido muchas mujeres en su vida y varias han acabado muertas, ambos tienen una relación “compleja” con personajes femeninos que en muchos casos, más parecen villanas que otra cosa (caso de Elektra o Catwoman), y sobre todo ambos está marcados por una tragedia relacionada con el asesinato de un familiar cercano, que condiciono el resto de su vida.

Es por ello que muchos señalan que en esencia ambos personajes son muy parecidos, y más tras la marca indeleble que en ellos dejo Frank Miller, un Miller que redefinió por completo a Daredevil, hasta convertirle de forma gradual en un personaje muy distinto a como era en principio, un Miller autor de alguna de las mejores historias de Batman de todos los tiempos y que redefinió el hombre murciélago de los 80 en adelante.

Sin embargo yendo a esta misma esencia y acudiendo al propio Miller es donde se encuentran las diferencia claves entre ambos personajes, Batman vio morir a sus padres delante de él con tan solo ocho años una tragedia que le marco de por vida y condiciono por completo su visión del mundo, Daredevil se entero de la muerte de su padre después de que sucediera no la presencio, lo que unido a que cuando todo ocurrió era mayor que Wayne, permitió que pudiera asimilar mejor este hecho; a Batman inicialmente le motivo la venganza, a Daredevil la justicia, la misma definición, la misma base de ambos personajes le hace distintos, y es que como dice Miller, “cuando Batman sale cada noche busca castigar al criminal, detener el crimen y erradicarlo de la sociedad, esa es su motivación, cuando Daredevil sale cada noche , busca socorrer a las victimas, trata de mitigar su dolor, no piensa tanto en el crimen en si como en las victimas de este”, por otro lado y pese a excepciones como la maravillosa etapa Kesel (que retoma, actualiza y mejora el enfoque original de Stan Lee), desde el paso de Miller por Daredevil, su enfoque esta claramente marcado y apenas si ha sido cuestionado, Batman por el contrario es un personaje que aunque hoy esta marcado indeleblemente por el paso de Miller, (que en realidad no hizo otra cosa que actualizar y exagerar las raíces del personajes concebido por Bill Finger y Bob Kane, que cosas), admite aún hoy y sin dificultad mil y un interpretaciones distintas, y es que con más de 70 años a sus espaldas es imposible hablar de un único Batman, mientras que DD y su esencia hace ya mucho que esta clara y parece prácticamente inamovible, y aún cuando podemos hablar de un DD pre y post Miller serían dos vertientes marcadas por clara evolución, no diametralmente opuestas, cosa que no sucede por ejemplo entre el Batman camp de la serie de los 60 y el Batman de Miller, siendo esta capacidad de adaptación e interpretación, una de la claves del éxito y longevidad del hombre murciélago.

En fin, Daredevil y Batman, dos magníficos personajes, marcados en su concepción actual por un mismo hombre, Frank Miller, dos héroes muy distintos entre si, y dos de los más interesantes personajes de los dos mayores universo de ficción de nuestra época, el Universo Marvel y el Universo DC.