viernes, 12 de noviembre de 2010

Daredevil la pelicula.

Como casi todo personaje Marvel que se precie, Daredevil ha tenido una presencia relativamente importante en diversos medidos más allá del comic destacando sobre todo la película del año 2003.

Las películas basadas en comics de superhéroes están muy bien, atraen lectores y generan multitud de reediciones de comics que siempre traen algo que no tenías o que te interesa. Que la peli en si este bien o sea fiel o no al personaje resulta desde este punto de vista un tanto irrelevante. Aún y contando con eso lo cierto es que con esta película era fácil ilusionarse. Daredevil iba a ser adaptada al cine con un presupuesto medianamente interesante, contando con un director que adoraba al personaje y con un grupo de actores bastante interesante alguno incluso fan también del cuernecitos. Así las cosas,  película tenía buena pinta, muy buena pinta, los trailers eran espectaculares, el traje de Daredevil era muy bueno y captaba a la perfección la esencia del personaje, Elektra estaba buena y además su actriz (Jennifer Garner) no lo hacía nada mal en Alias. Vale si, Kingpin era negro (Michael Clarke Duncan), pero ¡que más daba!, lo importante era captar la esencia, y al menos desde un punto de vista físico la cosa estaba asegurada. De todos los factores que invitaban al optimismo la presencia de su director Mark Steven Johnson, se antojaba como clave ya que llevaba años detrás del proyecto. Fan confeso del personaje, sus ganas e ilusión terminaron por convencer a la Fox para que diera luz verde a este tras el éxito de Blade, X-Men y sobre todo Spiderman.

Con las expectativas bien altas se estreno la película y el inicio no pudo ser más prometedor con un Daredevil agarrado a una cruz en lo alto de una iglesia mientras que la noche se muestra en su plenitud. Una imagen calcada de la excelente portada del MK: Daredevil # 3 de Joe Quesada. Daredevil, entra entonces en la iglesia y cae herido, empezando a rememorar su pasado. Asistimos así al origen del personaje, funcionalmente contando aunque algo estropeado por el hecho de que fuera Fisk quien matara a su padre, se repite aquí lo ya sucedido en el Batman de Tim Burton (cuando se hizo al Joker responsable de la muerte de los padres de Batman) enlazando el origen del héroe con una acción de su villano principal, algo innecesario y que lejos de dotar de más dimensión trágica a su figura, refuerza la imagen del justiciero vengativo como única motivación de sus actos. Asistimos también a las primeras representaciones del radar de Matt que esta muy bien captado, y vemos su autodidacta entrenamiento físico, en este caso sin la presencia de Stick al que Johnson considero innecesario (¿?); avanzamos unos años cuando Matt y Foggy ya abogados, están en la corte defendiendo a una chica que había sido brutalmente maltratada por un tal Joe Quesada (la película esta llena de detalles frikis de esta índole) un matón a las ordenes de Kingpin, la escena no tiene nada de especial hasta que Matt suelta algo así como “señor Quesada esperemos que hoy se haga justicia...o la justicia se hará con usted”. Vale, como frase quedara muy molona, pero ¿a quien coño se le ocurre amenazar a un acusado que esta en el estrado?, ¿qué clase de abogado es Murdock?, uno no muy bueno al parecer. Quesada sale libre y al llegar la noche volvemos a ver a DD, que acude a su bar a hacer su justicia, se trata de una escena de tan confusa como llamativa en la que pese a todo por momentos crees ves al Daredevil de los comics partiendo la pana todo culmina sin embargo cuando DD captura a Quesada que trataba de huir, a partir de aquí la película se empieza a hundir en la miseria; la escena, que recuerda tanto al primer enfrentamiento entre DD y Bullseye en la etapa de Miller, cuando Matt salva al psicópata de ser arrollado por un tren en el metro, como a la escena de su origen cuando El Arreglador muere de un ataque al corazón, acaba con DD tirando a Quesada al metro que se aproximaba, a partir de ahí la película podría haber acabado, Johnson no parece realmente interesado en hacer una película sobre Daredevil, o tal vez ha confundió a este con Punisher...o con El Cuervo (lamentable la escena de las dos d en llamas), ¿quién sabe?

Pese a todo conviene hacer un inciso, hay que tener en cuenta que la película, tomo como principal referencia la primera etapa Miller al frente del personaje, en esta Miller coge a un personaje optimista por naturaleza, que incluso salva la vida a su peor enemigo y lo transforma en un vigilante al borde de la locura y lleno de dolor que termina por tirar a Bullseye desde varios pisos con la esperanza de que este muera. La película por el contrario empieza ya con un héroe al borde de la psicosis que no duda en matar a sus enemigos y termina con un héroe optimista capaz de perdonar y seguir adelante, es decir la película sigue el proceso de DD en la etapa Miller pero a la inversa bajo este punto de vista las acciones del DD peliculero en el metro cobran otra luz...pero claro estas haciendo a Daredevil y hay una serie de cosas que deberías respetar, definitivamente la película se había torcido.

Más allá de estos elementos el principal problema de la película es su carencia absoluta de personalidad, y es que si algo dejo claro todo esto es que para hacer una buena película de superhéroes no hay que ser un fan de los comics, hay que ser un buen director, hay que tener una buena historia que contar y hay que tener personalidad propia. Todo esto queda fuera de una obra que pese a tener sus buenos momentos (sobre todo un sobreactuado Colin Farrell en el papel de un enloquecido Bullseye), termina siendo fría, impersonal y vacía con demasiados momentos que bordean el ridículo y con un tratamiento de personajes cuando menos deficiente.

Con el tiempo salió al mercado una versión extendida de la peli que mejora ligeramente la mostrada en cines, al menos desde el punto de vista argumental, que no desde el artístico, y es que si bien muchos pensamos que con Johnson, Daredevil había encontrado a su Raimi, la realidad nos demostró que el cine de superhéroes había dado con su particular Uwe Boll, algo que su versión cinematográfica de Ghost Rider no hizo más que confirmar.

Sea como sea la película que contó con un presupuesto de 78 millones de dólares recaudo ceca de 180 en todo el mundo (102 en los USA) a los que habría que sumar los cerca de 60 por ventas del DVD, un éxito moderado que permitió que se hiciera un spin-off (Elektra) que condicionaría la existencia (o no) de futuras secuelas. Que a estas alturas no hayan aparecido hablan por si solas del éxito de esa película, pero eso queda para más adelante, volviendo a Daredevil lo cierto es que esta película suena a oportunidad perdida, parecía tenerlo todo para triunfar, incluso tiene momentos en los que realmente crees ver a DD por los tejados de la ciudad, pero las cosas no salieron demasiado bien. En fin siempre nos quedara la potente banda sonora, sin duda lo mejor con diferencia de toda la película, en especial su canción más emblema, Bring Me to Life de Evanescence.

2 comentarios:

juanky dijo...

ey buenos dias
aver lo que te parece de mi casting de mi pelicula de daredevil
http://cineliga.blogspot.com/2010/10/como-seria-mi-pelicula-de-daredevil.html
espero tu opinion cuidate adeuuuu

fer1980 dijo...

Ya te he dejado un comentario por allí.